Street Photography con Eamonn Doyle

Captura de pantalla 2015-10-20 a la(s) 14.00.49

Con los avances tecnológicos de los teléfonos móviles y las cámaras que incorporan, no es de extrañar que la conocida como “street photography” se haya extendido socialmente como la pólvora. Desde los maestros del siglo XX como Martin Parr, Garry Winogrand y Vivian Maier entre otros muchos, hasta nuestros días, la fotografía de calle ha evolucionado en muchos sentidos.

El fotógrafo sigue siendo un cazador pero la presa ya no es tan inocente. El derecho de imagen, a la intimidad y los distintos usos que se pueden dar a las fotografías, con herramientas de todo tipo al alcance de todos, hace de esta disciplina un tema controvertido.

A pesar de las complicaciones legales y morales y del recelo de los transeúntes a ser fotografiados por un desconocido, los fotógrafos continúan de safari, quizá ahora más que nunca con un teléfono/cámara siempre a mano.

Con millones de personas haciendo fotografías sin parar, es difícil innovar en este campo fotográfico. Pero de vez en cuando alguien da con la leve diferencia. Es el caso del Irlandés Eamonn Doyle.

Eamonn no era conocido en Dublin como fotógrafo, aunque sí lo es en el terreno musical. Es el fundador del Festival de las Artes electrónicas de Dublín y ha dirigido un estudio de grabación y varios sellos discográficos. Su vida en la ciudad le hizo conocer y reconocer a las personas que deambulaban por la calle y se cruzaba a diario.

Eamonn, muy influenciado por el novelista dublinés Beckett, comenzó a fotografiar a los transeúntes de la Calle de O’Connell, la vía más larga de Dublín. Al igual que el novelista, decide eliminar el contexto a sus personajes. Además opta por tomar todas las fotografías por la espalda con dos objetivos: preservar la intimidad de las personas y dotar de mayor fuerza al resto de elementos visibles.

El mismo Martin Parr califica las imágenes de este trabajo de “sencillas y poderosas al mismo tiempo”.

www.eamonndoyle.com

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.